Este mes del niño te decimos cómo viajar con pequeños y no morir en el intento

Este mes del niño queremos dedicarlo a los pequeños viajeros que pasan horas y horas con nosotros en el auto, ya sea en el tráfico del día a día, en los épicos viajes por carretera o en los divertidos fines de semana. Sabemos que muchas veces el viajar con niños y sobre todo el conducir con niños a bordo, no es nada fácil; por ello queremos darte algunos consejos que harán los recorridos más amenos a todos los que viajen en el auto.

1. Cuida la temperatura ambiente

Aunque parece un tema bastante básico, para llevar pequeños a bordo es necesario estar al pendiente de la temperatura ambiente; sobre todo en época de calor pues por lo general su cuerpo está un grado por arriba del nuestro. Si un pequeño se encuentra incómodo a causa de la temperatura, es normal que se inquiete o incluso llore para llamar nuestra atención

2. Lleva contigo snacks

Llevar algunos snacks y sus bebidas favoritas ayudarán a que se sientan cómodos durante periodos más largos. Cuida que los alimentos no hagan migajas o lleva contenedores para la basura o cáscaras. También es importante que las bebidas vayan en recipientes antifugas.

3. Asegúrate de que estén en el coche solo el tiempo necesario

No metas a los pequeños al coche hasta que sea totalmente necesario. A veces nos quedamos con ellos a bordo esperando a alguien o algo, esta es la peor idea pues estás terminando con su paciencia antes que de en realidad comience el viaje. Camina con ellos, jueguen junto al auto y entren una vez que el viaje esté por comenzar.

4. Incluye a bordo un poco de entretenimiento

La fórmula niños y aburrimiento puede terminar en catástrofe por lo que te decimos: asegúrate de llevar siempre juguetes, música y sus programas o películas favoritas a bordo. En algunos casos es aconsejable instalar dispositivos para sujetar los gadgets —sobre todo cuando hay niños pequeños— o colocarles fundas protectoras.

5. Guarda en tu coche un kit de limpieza

Cuando se viaja con niños, los accidentes están a la orden del día. Para que esto no te arruine los viajes, lleva contigo un kit de limpieza básico que incluya por lo menos un trapo, un paquete de toallitas húmedas, una botella con agua, pañales —en caso de que tengas bebés—, aromatizante y un cepillo.

6. Llévalos al baño antes de subir al coche

Recuerda que los adultos podemos controlar nuestros esfínteres pero los pequeños no, así que convierte en hábito el ir al baño antes de subir al coche; esto te evitará imprevistos, paradas constantes y mal humor.

7. Elige el mejor asiento para ellos

Además de fijarte en la seguridad, piensa siempre en su comodidad. Los niños pequeños necesitan soporte, tanto para cuando se encuentran despiertos como para cuando hacen una siesta. Los bebés y niños pequeños deben viajar siempre en un autoasiento que corresponda a su edad y los más grandes en un booster seat, hasta que sean lo suficientemente altos para prescindir de él.

¿Qué te parecieron nuestros consejos? Esperamos que a partir de ahora tus viajes con niños sean mucho más placenteros.

Facebook Comments

Post a comment